Lo que necesitas saber para la transformación digital de tu empresa

Autor Marketing Digital Deja un comentarioModificado 12 de septiembre del 2018
Lo que necesitas saber para la transformación digital de tu empresa

Debido al amplio número de personas conectadas a Internet por medio de dispositivos móviles y Smartphones, las empresas deben adentrarse a este tipo de mercados. La transformación digital es una tendencia que llegó para solucionar el problema.

Nuestro colega Fabio Colpas, nos mostrará una lista de recomendaciones para que tu empresa puede adentrarse a este mercado a través de la transformación digital. 🙂

Seguramente habrás escuchado sobre los beneficios del marketing digital en cualquier empresa. Cada día aumenta el número de personas con acceso a teléfonos inteligentes e internet,y estas personas, que cada vez pasan más tiempo “conectadas” a sus teléfonos, representan una oportunidad de negocio sumamente importante para cualquier empresa, sin importar su rubro, tamaño, tipo o industria.

Sin embargo, ¿Cómo puede una empresa capitalizar esta tendencia de mercado?

Sencillo, se transforma digitalmente.

¿Qué es la transformación digital?

En términos generales, una transformación digital consiste en la “actualización” tecnológica y digital de los procesos de una empresa, es decir, innovar y mejorar tu negocio utilizando la tecnología: optimizar el modelo de negocio, desde lo digital, para hacerlo lo más eficiente posible.

Se puede hablar de transformación digital, desde cualquier perspectiva dentro de todas las áreas que componen una empresa: logística, inventario, recursos humanos, personal, contabilidad, etc.

A pesar de esto, lo más “común” es hablar respecto a su impacto en la publicidad, ventas y servicio al cliente, el marketing en términos generales, y esto se debe que los resultados de este tipo de implementación, no solo tienen un mayor impacto en el flujo de caja de la compañía, sino que son más fáciles de notar o percibir.

En marketing, se le puede llamar “Transformación digital” a la integración de nuevas tecnologías al modelo de negocio de la compañía, que generalmente resulta en la creación de nuevos canales de comunicación o distribución digitales dentro del marketing mix de una empresa, marca o producto en específico.

Esto no quiere decir que se dejen de un lado los medios tradicionales (como vallas, pauta en televisión, o radio), al contrario, este proceso busca afianzar la estrategia de mercadeo de una compañía para expandir y aprovechar canales con los que antes no se contaba.

Sin embargo, existe confusión en el tema, por lo que es necesario especificar que NO es transformación digital.

¿Qué NO es transformación digital?

Qué no es la transformación digital

  • No es crear un perfil en redes sociales -y dejarlo inactivo-
  • No es contratar a alguien que responda mensajes en Facebook
  • No es empezar a pautar en un banner de algún sitio web -aunque es un comienzo-
  • No es crear una página web -y dejar que ande sola, sin actualizarla-
  • No es crear un sitio ecommerce y esperar que venda solo

No se le puede llamar “transformación digital” simplemente a crear perfiles o montar sitios web por montarlos. Este tipo de actividades aisladas están condenadas al fracaso y tienen un factor en común: la falta de estrategia y objetivos determinados.

Como líderes de departamento, antes de solicitar cualquiera de estas herramientas o plataformas, conviene asegurarnos que sea persiguiendo un objetivo en concreto, y que además esté bien definido y alineado con la estrategia global de la empresa o marca, porque realizar este tipo de acciones solo porque sí puede representar desde el uso ineficiente hasta la pérdida innecesaria de recursos.

Recomendaciones para la transformación digital de tu empresa

Cada empresa es única, por lo que las necesidades individuales de cada una son diferentes. Los procesos que conllevan una transformación digital, se darán en función al tipo de empresa, producto, marca y los objetivos que estas estén persiguiendo. Entre más específico, este objetivo sea, será mucho mejor para el desarrollador o persona responsable.

“Querer vender más” es un objetivo muy vago y genérico. Sin embargo, “Experimentar con un sitio de comercio electrónico” o “conseguir más clientes (datos para leads) usando internet” son objetivos perfectamente válidos para iniciar un proceso de asesoramiento y posterior inversión.

En este orden de ideas, una empresa que busque “mejorar su posicionamiento web” no seguirá la misma línea de acción o actividades que otra empresa que busque “afianzar su reputación en línea” o “crear un nuevo canal de comunicación de servicio al cliente”

Por eso, si estás pensando en transformar digitalmente tu empresa, es necesario que sigas las siguientes recomendaciones.

Define tu objetivo

Piensa de la manera más detallada lo que quieres conseguir:

¿Ventas? ¿Canales? ¿Mejorar tu reputación? ¿Comercio electronico? ¿Control?

Como se analizó anteriormente, iniciar algún proceso “digital” sin motivo o razón aparente puede convertirse en un uso ineficiente de recursos, por lo que es imperativo determinar la razón que se encuentra detrás de esta motivación y convertirlo en objetivos específicos. Entre más concretos y alineados sean los objetivos respecto a una estrategia más grande, mayor será la claridad de las personas o el equipo que se encargue de liderar este proceso.

No te conformes simplemente con el “para qué” de la transformación, lo realmente importante es el “por qué”.

¿Cuánto estás dispuesto a invertir?

Cuánto presupuesto (inicialmente) estas dispuesto a invertir.

Una vez tengas claridad en los motivos que te impulsan a iniciar una transformación digital en tu empresa, debes determinar la escala con la que comenzará el proceso. Lo más recomendable es destinar un pequeño porcentaje del presupuesto de actividades de mercadeo para hacer “experimentos digitales” como apoyos con Ads de Facebook, blogs por ejemplo.

Tener presupuesto es vital para el área digital, como cualquier área de mercadeo. Salvo que por un golpe de suerte te vuelvas viral, el crecimiento orgánico por lo general es de bastante lento crecimiento si no tiene una persona a cargo, con las aptitudes y relaciones correctas para impulsarlo (cuyo trabajo se hará más complicado de no tener los recursos para ello).

El hombre que deja de hacer publicidad para ahorrar dinero es como el hombre que para el reloj para ahorrar tiempo – Thomas Jefferson.

Contrata al personal adecuado

¿Estarías dispuesto a contratar personal adicional dentro de tu empresa para seguir de cerca este proceso? ¡Contrata un experto en el tema!
Una vez sepas que quieres, y cuánto dinero estás dispuesto a destinar, lo mejor es contratar un experto de una agencia -o un experto- de marketing digital. Esto, debido a que gracias a su experiencia puede evitar que sufras “novatadas”, y así, puedas evitar errores bastante típicos al momento de iniciar este tipo de actividades.

Últimamente, varias compañías optan por contratar agencias o profesionales que les guíen “a manera de consultores o estrategas” mientras que le imparte conocimiento a personal nuevo dentro de la empresa, de tal manera que con el tiempo, la compañía se vuelva independiente y no dependa exclusivamente de los servicios del ente contratado.

Este tipo de metodología es beneficiosa debido a que al tratarse de un nuevo proyecto, lo más probable es que no haya personal en la compañía enfocado 100% a este tipo de tareas, por lo que la implementación podría hacerse a medias, comprometer los resultados de otras áreas, o mucho peor, terminar sobrecargando y “quemando” al empleado o miembro de tu equipo que dejes a cargo de la transformación.

Recomendaciones para la transformación digital: objetivo, presupuesto y personal

Medición y Big Data

Recuerda que la mayor ventaja que presenta el marketing digital, en cualquiera de sus variantes, es la extrema capacidad y facilidad de medición de resultados a tiempo real, permitiendo tener una herramienta estratégica poderosísima para acompañar todos tus procesos.

Entre más eficaz sea la recolección de datos, y la medición, de mayor calidad será la información que reúnas después de los análisis.

Si no lo has hecho todavía, asegúrate de instalar Google Analytics y Webmaster Tools en tu sitio web para medir efectivamente la información

Apoyate del departamento de sistemas, o tecnología, para la instalación de todas las herramientas pertinentes y acceso a las bases de datos. A pesar que pueda parecer complicado al comienzo, con el tiempo se hará más sencilla la obtención, acceso y análisis de los datos de que arrojen tus campañas y experimentos digitales.

No temas optimizar tus procesos, e innovar a medida que el mercado te lo exige. La transformación digital, representa una excelente oportunidad de mejoramiento, ¡lo que significa más clientes, con mejores relaciones!

Agrega creatividad

Sé creativo, no temas ser osado.

A pesar de ser una afirmación atrevida, puedo asegurarte que ninguna empresa ha tenido éxito digitalmente diseñando estrategias comunes que no salgan de lo cotidiano. A pesar que el discurso de “pensar fuera de la caja (think outside the box) y abrazar la innovación” se esté convirtiendo, irónicamente, en algo bastante común. La verdad es que la calidad del contenido que pongas allí afuera, específicamente la calidad del mensaje junto a las mecánicas y herramientas que utilices para ello, son los factores decidirán el éxito y los resultados de todas tus estrategias (principalmente en medios sociales).

Recuerda que no estás pautando ni desarrollando para números y estadísticas, lo estás haciendo para personas, y debes tener muy en cuenta cómo será su experiencia en los momentos de verdad que tengan con tu marca, que al tratarse de medios digitales será 24/7.

“Think outside the box” es un término común entre emprendedores, diseñadores, mercadólogos y consultores para referirse a pensar más allá de lo obvio.

Prueba qué te puede dar resultados

Aprovecha metodologías para la comparación y medición de resultados como las pruebas A/B, y asegurate de siempre estar experimentando con tus mensajes y estrategias de difusión. No temas tampoco “combinar” o incluir a los medios tradicionales como parte de tu estrategia digital, ¿te imaginas que un anuncio en internet está pensado para que el cliente se dirija a un punto de venta y convierta?

La clave está en atreverse a pensar diferente, y ser atrevido, pero en función a una buena estrategia que beneficie a la marca.

No temas preguntar a los que saben.

Buena suerte

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (3 votes, average: 5.00 out of 5)
Loading...

Deja un comentario

Tu cuenta de correo no será publicada.